Turismo Madrid

 

La seguridad de hacerlo bien. Lana

 

 

Responsabilidad y generosidad, compromiso y sacrificio, son valores sinceros con los que fundamentan en Lana "el respeto a la verdad, al producto y al fuego". Acompáñame a través de su gastronomía a descubrir un argentino en Madrid.

Los hermanos Narváiz, Martín y Joaquín, oriundos de Azucena, cerca de Tandil (Buenos Aires), son los propietarios del restaurante Lana y que, a pesar de su juventud, cuentan con la actitud necesaria para hacer disfrutar a sus comensales -y amigos- hasta las entrañas.

"Tienen la seguridad de hacerlo bien, muy bien, y es que llevan la parrilla en el alma".

¡¡AleXa!! dame coordenadas, barrio Chamberí, calle de Ponzano 59. Justo enfrente hay un parking (no hay excusas).

El espacio respira finura pura, de techo a piso: tierra, arena, aire, madera, leña, cera, brasa. Te atrapará su impecable armonía. No tomes el celular, "solo" para guardar alguna instantánea. Por favor, ponlo en modo avión.

Con luz y taquígrafos, te ofrecen una cordial bienvenida tras cruzar sus puertas. Comenzar con un aperitivo "en pie" mientras observas su escaparate más carnal, es todo un deleite altamente visual. ¡¡Me lo pido!!

¿Engañamos al ojo?, no se trata de ningún trampantojo, es la versión argentina del vitello tonnato. En Lana responde por el nombre de Vitel Toné de Marta.

Rosadas y finas lonchas de lengua de Angus, suave vinagreta al centro y -salsa de atún, anchoas y alcaparras-. De principio a fin, no te dejará indiferente.

Entrantes:

  1. Empanada de vacío a la brasa cortada a cuchillo
  2. Croqueta de cordero lechal a la brasa
  3. Chorizo criollo
  4. Molleja de ternera

 

Para acompañar a la carne:

  1. Papas fritas en grasa vacuna
  2. Pimientos Palermo con pilpil de su jugo

 

Ojo de Bife (500 gramos de Aberdeen Angus), el corte de carne argentino más jugoso y popular, conocido en nuestro despiece como "lomo alto".

No preguntan el punto de la carne. El maestro parrillero tiene el control frente al fuego, si quieres que le den una vuelta, solo tienes que pedirlo. Trabajan con la sal molida al momento, para que no quede tan gorda.

De una misma pieza, podemos llegar a degustar diferentes músculos, sabores, infiltraciones y mordidas. ¡¡Deseo Carnal!!

La que están liando en Lana. Enhorabuena a la familia Narváiz por tanto buen código, muchas gracias por venir. Mención al maestro parrillero Martín, nuestras felicitaciones, y a todo el profesional equipo.

Hemos disfrutado de una experiencia gastronómica plena, que digo, replena, ¡¡no seas boludo!!

 

Sitio web: www.restaurantelana.com/

Precio medio: 80.- euros

Horario: de lunes a sábados de 13:45 a 16:00, y de 20:30 a 24:00 horas, domingos cerrado por descanso.

Teléfono: 626 86 98 55

 

Créditos Imágenes: ©MASánchez. Comunidad de Madrid