Turismo Madrid

Turismo Madrid. The Pink Floyd Exhibition: Their Mortal Remains

Hasta el 15 de septiembre el Espacio 5.1 de IFEMA acogerá la exposición 'The Pink Floyd Exhibition: Their Mortal Remains' que, supervisada por Nick Mason, batería de Pink Floyd, rendirá homenaje a una de las bandas que transformaron la historia de la música para siempre.

Tras recorrer tres países y sorprender a miles de personas desde que arrancó esta muestra en el Victoria and Albert Museum de Londres a principios de 2017, llega a Madrid 'The Pink Floyd Exhibition: Their Mortal Remains' que recorre la trayectoria de esta veterana banda, desde su debut en los años 60 hasta la actualidad. 

Realizada en colaboración de los miembros de Pink Floyd junto a su comisario Aubrey 'Po' Powell, y siempre bajo la supervisión de Nick Mason, la muestra nos propone un viaje audiovisual e incluye más de 350 objetos, recopilados a lo largo de la extraordinaria trayectoria de este icónico grupo.

Así pues, podremos ver objetos y artefactos, algunos de ellos expuestos por primera vez, como letras de canciones escritas a mano, instrumentos musicales, cartas, diseños originales y elementos escénicos.

La exposición, organizada cronológicamente, va acompañada en todo momento por la música y las palabras de los componentes de Pink Floyd. Paseando por los años 60, la muestra celebra el arte y la tecnología gracias a una pintura original de Syd Barrett y el dispositivo personalizado que utilizaba Richard Wright en cada concierto, para balancear el sonido en directo del grupo, a través de un joystick.

De la época de los 70, momento en el que el grupo abrazaba las nuevas tecnologías aplicadas al sonido, encontramos muchos de los instrumentos empleados durante estos años, incluyendo el juego de batería 'Hokusai Wave' de Nick Mason, de 1975, y una selección de las famosas guitarras que utilizó David Gilmour a lo largo de toda su carrera, como la Fender Custom Telecaster con la que grabó Animals.

En el siguiente tramo de la muestra, años 80 y 90, cabe destacar una reconstrucción especial del traje de bombillas que salía en la portada del disco Delicate Sound Of Thunder, de 1988, imagen que precisamente fue tomada cerca de Madrid, y las gigantescas 'cabezas parlantes' concebidas por Storm Thorgerson para la portada del álbum de 1994 The Division Bell.

Pero como siempre, lo mejor es que vivas en primera persona esta singular exposición, y que conozcas cada capítulo de la historia de esta banda de rock británica. Las entradas pueden adquirirse a través de la web www.pinkfloydexhibition.es

Más información: The Pink Floyd Exhibition: Their Mortal Remains 

Créditos imágenes: ©Prensa Soldout