Turismo Madrid

Chapinería

De gran valor paisajístico por su situación entre la sierra y el piedemonte, junto a los numerosos arroyos que discurren por el término municipal. Además, posee una ZEPA. Recorres sus calles y observa sus casas típicas con fachadas de piedra, cubierta de teja y dinteles de granito.

La fundación de Chapinería, probablemente, no se produjo hasta el siglo XV con la llegada de pastores que querían aprovechar las condiciones geográficas de esas tierras y que constituyeron un barrio dependiente de Colmenar del Arroyo. Sin embargo, se han encontrado restos como vasijas de barro y utensilios para moler de la época visigoda que muestran la existencia de asentamientos de población anteriores en la zona. Incluso hay teorías que apuntan a que en la Prehistoria ya hubo presencia humana en las proximidades del río Perales. Chapinería fue dependiente de Colmenar del Arroyo hasta 1626 y en 1630 obtuvo el título de Villazgo.

La población se dedicaba principalmente a la agricultura (cereales, hortalizas, olivares, frutales…), a la ganadería (lanar, vacuno, caprino y de cerda), a la explotación de leña y carbón y a los servicios. El Censo de Floridablanca de 1787 reflejaba la presencia de 1.088 habitantes en el municipio. Los oficios de la población también influyeron en la configuración urbana de Chapinería. Todavía es posible contemplar casas típicas con fachadas de piedra, cubierta de teja y dinteles de granito en puertas y ventanas. También existen dependencias agropecuarias construidas con muros de mampostería, madera y teja cerámica.

El valor paisajístico de Chapinería se debe a su situación entre la sierra y el piedemonte y a la presencia de numerosos arroyos que discurren por el término municipal. Hay encinas, enebros, fresnos, sauces y sotobosque de retama, jara, tomillo, cantueso, aulaga, romero, torvisco… Entre las especies animales destacan los mamíferos y aves, que disfrutan de una Zona de Especial Protección (ZEPA).

Dentro del patrimonio artístico de Chapinería figura la Iglesia de Nuestra Señora de la Concepción, de estilo herreriano y construida con granito entre los siglos XVI y XVII. En su interior destaca un retablo churrigueresco y una talla de Purísima Concepción, del siglo XVI, con estilo que recuerda al gótico. También son construcciones religiosas la Ermita del Santo Ángel –del siglo XX pero que conserva una talla del Santo Ángel del siglo XVIII- y el Calvario, con tres cruces de granito del siglo XVIII.

El Palacio de la Sagra es otro ejemplo patrimonial. Fue edificado con sillería de granito, a finales del siglo XVIII, como palacete de caza de los marqueses de Villanueva de la Sagra. El Palacio tiene planta cuadrada con patio lateral rectangular y galería de madera sobre columnas. Ha sido usado como preventorio de hijos de padres leprosos, como polvorín durante la guerra y, actualmente, como dependencias municipales.

Otro ejemplo del patrimonio de la localidad es el Bombo. Se trata de una edificación de planta cuadrada con muros de mampostería de granito, esquinas de sillería y puerta adintelada. Fue un antiguo alojamiento de caminantes.

Más información: Facebook Turismo Chapinería